Cachorros de American Stanford

El American Staffordshire Terrier, tradicionalmente llamado American Stanford, es una de las variables que se pueden encontrar en la línea de cría de la raza Pitbull.

Los cachorros de American Stanford, resaltan por ser muy inteligentes y tener un gran carácter. Es una raza muy leal y afectuosa con sus dueños.

cachorros de perro american stanford

Características de esta raza

Los ejemplares de esta raza suelen ser muy robustos y musculosos, de cabeza grande, cuello ancho y mandíbulas muy fuertes. Sus ojos están un poco separados y redondos, su nariz es negra y las patas se caracterizan por ser cortas.

Por otra parte, su pelaje es corto y liso, sus orejas triangulares y la cola baja y recta. Los ejemplares de American Stanford presentan una variedad de colores, que incluyen blanco y negro, color atigrado y con manchas.

Respecto a su altura, hay que decir que se encuentra entre los 46 y 50 centímetros en el caso de los machos, y entre 43 y 48 centímetros en el caso de las hembras. El peso, en cambio, está entre los 20 kg y los 35 kg, siendo los machos algo más grandes que las hembras.

Consejos

El American Stanford necesita los mismos cuidados que cualquier perro de otra raza, pero con la diferencia de que debemos prestar más atención en su educación y adiestramiento.

Unos de los atributos más destacados de esta raza, es su gran lealtad, una característica que los hace muy atractivos. Desde cachorros, son muy activos y tenaces, inteligentes, fuertes y con una gran agilidad.

Si tomas la decisión de tener un cachorro de American Stanford en casa, implicará un conjunto de compromisos. Por eso, tienes que pensarlo muy bien, para que estés seguro de que tú y tu familia, queréis asumir esta responsabilidad.

Esta raza gana cada vez podrás observarla en muchos hogares. Si has decidido tener en tu vida un can de esta raza, puede interesarte conocer los cuidados básicosde un American Stanford.

Cuidados básicos de un cachorro American Stanford

Si eres un apasionado de esta raza, debes saber que son unos perros muy saludables, pero debes tener en cuenta 3 aspectos principales sobre los cuidados de un American Stanford, los cuales son: salud, alimentación e higiene.

Es muy fácil mantenerlo en buen estado todo al día y junto a las visitas regulares al veterinario, tu perro gozará de una salud formidable.

La salud del American Stanford, en términos generales, es adecuada, salvo algunas excepciones con problemas de alergias alimentarias, cataratas y problemas cardíacos, que, en realidad, afectan a todas las razas.

Con la ayuda de un veterinario, conocerás las pautas a seguir, las citas para las vacunas, los plazos para la desparasitación interna y externa, entre otros aspectos.

Además, se recomienda realizar paseos periódicamente con nuestro perro, hacer ejercicio (si es cachorro, algo limitado) y dejar que juegue mucho.

 Consideraciones

Debido a su carácter y orígenes, el American Stanford es un perro que hay que educar desde cachorro, para que no se presenten problemas en el futuro. Es un can que aprende con mucha rapidez y es fácil que también adquiera malos hábitos.

🐶 Salud

Como ya se explicó, el American Stanford es un perro con muy buena salud, aunque en algunos casos se pueden ver afectados por una tendencia a desarrollar cataratas, problemas de corazón, alergia a ciertos alimentos, demodicosis, desórdenes sexuales y displasia de cadera y codo.

Por ello, es necesario que este perro haga ejercicio regularmente y, si vives en un piso, no olvides darle paseos diarios.

🐶 Higiene

La higiene de un can de esta raza es prácticamente como la de cualquier otro perro, siendo muy recomendable limpiarle los oídos y los ojos semanalmente, además de bañarlo periódicamente.

Es necesario que acostumbres al cachorro de American Stanford, al cepillado y al baño, teniendo en cuenta que esté relajado y quieto.

Se recomienda cepillar a tu perro 1 vez a la semana con un cepillo de goma, para eliminar el pelo muerto, aumentando la frecuencia de los cepillados en las épocas de muda. No requiere que le cortes el pelaje.

También deberás bañarlo 1 vez al mes con un champú especial para perros y adecuado para su tipo de pelaje y edad.  Esto es muy importante para no afectar la capa protectora que tiene su piel y evitar así enfermedades cutáneas.

Adicionalmente, es necesario que cuides bien sus ojos, orejas y dientes. Una limpieza inadecuada en estas partes del animal, puede acarrearle problemas cardíacos, hepáticos y renales.

Desde cachorros, debes acostumbrarlos a cepillados dentales periódicos, así como a una suave limpieza de sus orejas y ojos delicados.

🐶 Vacunaciones y desparasitaciones

Hay que cumplir al pie de la letra con las revisiones veterinarias y el calendario de vacunas y desparasitaciones, para evitar futuras enfermedades y contagios.

Alimentación

La alimentación debe ser siempre la adecuada para la edad del can. En el caso de los cachorros de American Stanford, un pienso o una comida húmeda especial para ese tipo de edad, es lo más recomendable.

Es importante que el tamaño de las bolas de pienso sea adecuados para estos perros. Es decir, ni demasiado grandes ni miniaturas. Esto facilitará que el can se alimente a un ritmo adecuado y sin ansiedad.

También existe la posibilidad de alimentarlo con comida casera adecuada, por ejemplo, con una dieta BARF, principalmente compuesta de alimentos crudos.

Por otra parte, te recomendamos que consultes con el veterinario el tipo de alimento más adecuado para tu American Stanford, según su edad y estado de salud.

Recuerda que la alimentación de un perro de esta raza debe ser de gran calidad, porque será un can de gran tamaño y muy fuerte, por lo que necesitará muchas proteínas para desarrollar su musculatura.

comprar cachorros de american stanford

Dónde comprar cachorros de American Stanford

Si quieres comprar un cachorro de American Stanford, en España, por ejemplo, hay diversos criadores o lugares para hacerlo. Entre ellos destacamos:

  • De La Vega.
  • Blood and Soul.
  • Brave Fast.
  • Rude´s Kennel.
  • Mugarcan.
  • Altifron’s.
  • Casanova Staffs.
  • Cans Juansa.
  • Legens of Gods.
  • Bruder Thunder.
  • Castillo de los Patos.
  • Let’s Go Kennel.
  • Delistaff.
  • Drekyda Caiso.
  • Nubariscan.
  • Tiendas especializadas de mascotas.
  • Paginas online que ofrecen ventas de cachorros de esta raza.

Recomendaciones para comprar un cachorro de American Stanford

Comprar un cachorro de American Stanford puede conllevar ciertos riesgos. Para tener clara la profesionalidad del criadero, empresa o persona que ofrezca un can de esta raza, os recomendamos que:

  • Debes asegurarte que la persona o el encargado responda todas tus dudas.
  • Indagar si está recomendado por otros criadores o si tiene referencias de clientes satisfechos.
  • Que te demuestre que es conocedor de esta raza.
  • Observar las instalaciones donde se encuentren los ejemplares.
  • Que te ofrezcan realizar un seguimiento del cachorro después de la venta.
  • Que los precios del can estén acordes a la realidad.
  • Observar el estado físico de los perros.
  • Detallar sus rasgos físicos, los cuales concuerden con un verdadero cachorro de American Stanford.
  • Deben entregarte la cartilla veterinaria, chip, vacunas, desparasitaciones y revisiones veterinarias al día.
  • Que te ofrezcan garantías en relación a problemas de salud.
  • Que los cachorros tengan un mínimo de 2 meses junto a su madre, antes de ser entregados.

Cómo educar a un American Stanford

El American Stanford es un perro que tiene cierta fama de ser un poco violento y agresivo, pero muchos dueños y criadores afirman que es un can muy tranquilo.

En el caso de estimular la agresividad en el animal con métodos contundentes, puede convertirse en un perro incontrolable. Sus mandíbulas son muy fuertes y pueden producir heridas graves a cualquier otro animal o incluso a una persona.

Estos caninos son muy fuertes, valientes, musculosos, testarudos y tenaces. Debido a estas cualidades, en muchas ocasiones, ha sido utilizado como perro de pelea, pero si no se educan con ese fin, es un perro muy amigable y protector con su familia.

Los ejemplares de la raza American Stanford destacan por ser muy observadores e inteligentes. Al tratarse un perro con una gran capacidad de mordida, gran tamaño y mucha fuerza, la educación y el adiestramiento deben comenzar desde que son cachorros.

Los cachorros de American Stanford aprenden a esa edad todo lo básico y crean sus costumbres, hábitos y carácter, algo muy apreciado en el futuro.

Pasada la etapa de cachorro (ya siendo adulto), también es posible educarlos. No obstante, puede ser una tarea mucho más difícil, ya que habrá que modificar algunos hábitos o, inclusive, solucionar algunos problemas de conducta.

Si por cualquier razón, su educación se escapa de nuestras posibilidades y su carácter es muy dominante o agresivo, deberás acudir a un adiestrador profesional. Recuerda que es muy importante controlar a tu perro en todo momento.

En ese caso, debemos procurar que nuestro American Stanford sea un perro alegre y sociable, y dejar que juegue con otros perros desde cachorro, es algo fundamental para ello.

Estos perros deben relacionarse con otros canes durante toda su vida y, a su vez, debemos enseñarles a respetar a las personas desde que son cachorros.

Esta raza es más fuerte y tiene más carácter que muchas otras. Por ello, es necesario aplicar buenas estrategias para su educación, pero hay que tachar la fama de que son perros asesinos y genéticamente manipulados.

Video de cachorros de Amstaff

Deja un comentario